15 citas de pensamiento excesivo para salir de tu propia cabeza - Mon Wellness

15 citas de pensamiento excesivo para salir de tu propia cabeza

Estas citas de pensamiento excesivo te sacarán de tu cabeza

Pensar demasiado es una estrategia desadaptativa para lidiar con la ansiedad. Analizas en exceso un tema hasta el punto en que no es útil e incluso puede ser dañino, dice Shelly Smith-Acuña, PhD, profesora y decana de la escuela de posgrado en psicología profesional de la Universidad de Denver. Es tentador porque se siente como si estuvieras haciendo algo, pero corres el riesgo de quedar atrapado en un bucle de pensamientos negativos y ansiedad, dice ella.

El problema de pensar demasiado

Cuando se trata de pensar en un problema, el equilibrio es la clave, dice Smith-Acuña. Considere muy poco y tomará decisiones desinformadas, pensará demasiado y correrá el riesgo de “parálisis por análisis”. (Aquí se explica cómo tomar mejores decisiones).

“A pesar de lo que se pueda sentir, analizar demasiado no promueve la resolución de problemas”, dice, y agrega que pensar demasiado puede incluso causar más problemas. “Cuando haces esto, puede amplificar los sentimientos de peligro, aumentar tu ansiedad e interferir con el buen juicio”, dice ella.

Cómo saber si estás pensando demasiado

¿Cómo sabes si has cruzado la línea de la consideración cuidadosa al pensamiento destructivo? Hay algunas señales que buscar, dice Smith-Acuña.

  • Estás rumiando. Pensar demasiado a menudo conduce a rumiar, donde no puedes dejar de pensar en algo aunque sabes que necesitas concentrarte en otras cosas.

  • No puedes tomar una decisión. Pensar demasiado no es resolver problemas, y rara vez conduce a tomar una decisión de una forma u otra.

  • Te estás cuestionando a ti mismo. Incluso si se acuerda una solución, pensar demasiado engendra más pensamiento excesivo y, a menudo, no se detiene cuando se desarrolla una estrategia o un plan. Es posible que todavía esté repasando el problema en su cabeza a pesar de que ha sido “resuelto”.

  • Otros dicen que lo eres. A veces no puedes verlo en ti mismo, por lo que es importante escuchar cuando un ser querido te dice que te preocupas demasiado por un problema.

Cómo dejar de pensar demasiado

El primer paso para detener este comportamiento es reconocer cuándo estás cayendo en un patrón negativo, dice Smith-Acuña. Un poco de preocupación es normal y saludable. El truco es encontrar el equilibrio. (Encuentre inspiración para sentirse mejor en estas citas de cuidado personal).

“La preocupación adaptativa te alerta sobre peligros y amenazas, aclara el problema, puede llevarte a buscar ayuda o más información de otros y luego te ayuda a resolver el problema”, explica.

Si su pensamiento no le lleva a ninguna de esas cosas, es probable que haya cruzado la línea y es hora de actuar. La meditación, desviar la atención y mantenerse ocupado son algunas formas de dejar de pensar demasiado. (Aquí le mostramos cómo aprovechar su intuición).

Para ayudarlo a distraerse de sus preocupaciones, ayudarlo a salir de su propia cabeza y ayudarlo a sentirse menos solo, estas son algunas de las mejores citas sobre pensar demasiado.


tarjeta de cotización de pensamiento excesivo

lasaludable.com

Ansiedad: Desayuno de campeones

“Si pensara demasiado en las calorías quemadas, sería una supermodelo”. – Anónimo

Algunos de nosotros pensamos tanto que prácticamente lo convertimos en un deporte olímpico. Si eso le suena familiar, es posible que tenga ansiedad de alto funcionamiento.


tarjeta de cotización de pensamiento excesivo

lasaludable.com

Un poco de pensamiento es bueno

“Tómese el tiempo para deliberar, pero cuando llegue el momento de la acción, deje de pensar y vaya”. — Napoleón Bonaparte, líder militar francés

Nadie te está diciendo que tomes decisiones en el calor del momento, pero hay mucho término medio entre seguir un impulso precipitado y pensar demasiado.


tarjeta de cotización de pensamiento excesivo

lasaludable.com

Imagina un resultado feliz

“Preocuparse por cómo van mal las cosas no ayuda a que las cosas salgan bien”. — Karen Salmansohn, autora de autoayuda

Pensar demasiado en las situaciones no solo hace que no salgan bien, sino que tus pensamientos negativos pueden aumentar tus posibilidades de que las cosas salgan mal y empeoren tu ansiedad.


tarjeta de cotización de pensamiento excesivo

lasaludable.com

La mayoría de las decisiones no son tan importantes

“Si tratas cada situación como un asunto de vida o muerte, morirás muchas veces”. — Dean Smith, entrenador de baloncesto de la Universidad de Carolina del Norte

Pruebe el truco 5-5-5: pregúntese: “¿Importará esto en cinco días? ¿Cinco meses? ¿Cinco años?” Tus respuestas pueden ayudarte a poner tus preocupaciones en perspectiva.


tarjeta de cotización de pensamiento excesivo

lasaludable.com

Encontrar el equilibrio

“No podemos resolver nuestros problemas con el mismo nivel de pensamiento que los creó”. — Albert Einstein, físico teórico

Si te encuentras en una mala situación, considera adoptar el punto de vista opuesto. Por ejemplo, si pensó demasiado en una decisión solo para descubrir que decidió demasiado tarde o tomó la decisión equivocada, considere intentarlo nuevamente pero sin analizarlo tanto. A veces necesitamos un enfoque diferente en lugar de un pensamiento más profundo al respecto. (Aquí hay formas de reformular sus pensamientos que pueden cambiar su vida).


tarjeta de cotización de pensamiento excesivo

lasaludable.com

Aunque tiene ganas de hacer algo

“La preocupación es como una mecedora. Te da algo que hacer, pero no te lleva a ninguna parte”. — Erma Bombeck, autora

Puede ser difícil aceptar que no hay nada que puedas hacer con respecto a una situación en particular que te molesta, pero preocuparte por eso no ayuda. En su lugar, pruebe estos consejos de atención plena que pueden ayudarlo a mantenerse presente en el momento mientras espera.


tarjeta de cotización de pensamiento excesivo

lasaludable.com

Son todas cosas pequeñas

“La regla número uno es, no te preocupes por las cosas pequeñas. La regla número dos es que todo son cosas pequeñas”. — Robert Eliot, MD, cardiólogo y autor de ¿Vale la pena morir?

Preocuparse puede estar bien, si lo hace de manera equilibrada y saludable. (Aquí se explica cómo saber cuándo preocuparse y la forma correcta de hacerlo).


tarjeta de cotización de pensamiento excesivo

lasaludable.com

Mantén tu enfoque frente a ti

“No tienes que ver toda la escalera, solo da el primer paso”. — Martin Luther King, Jr., ministro estadounidense y líder del movimiento por los derechos civiles

A veces solo se necesita un poco de pensamiento creativo para sacarte del pensamiento excesivo. Intente ver su problema de manera diferente, concentrándose en lo que puede controlar: el siguiente paso que debe dar.


tarjeta de cotización de pensamiento excesivo

lasaludable.com

nuevos problemas

“Pensamiento excesivo: el arte de crear nuevos problemas a partir de problemas que nunca existieron en primer lugar”. – Anónimo

Uno de los mayores problemas con el pensamiento excesivo es cómo tiende a crear incluso más problemas de los que empezaste a preocuparte. Cuando te encuentras con una situación que no entiendes, puedes inventar una historia para explicarla, pero esa historia puede no ser cierta y causar más preocupación y ansiedad. Si eso te suena familiar, prueba estos trucos principales de terapeutas sobre cómo lidiar con la ansiedad.


tarjeta de cotización de pensamiento excesivo

lasaludable.com

Pensar demasiado puede dañar tu salud mental

“Pienso y pienso y pienso. He pensado que estoy fuera de la felicidad un millón de veces, pero nunca dentro de ella”. – Jonathan Safran Foer, novelista estadounidense

Rumiar conduce a la ansiedad y la depresión, por lo que aprender a cortocircuitar el pensamiento excesivo es una forma de proteger su salud mental.


tarjeta de cotización de pensamiento excesivo

lasaludable.com

Atrapado en un bucle de pensamiento

“Cuando has tenido una vida de pensar demasiado, tienes la misma reacción una y otra vez”. — Joel Annesley, entrenador de vida

La ansiedad, la timidez y los pensamientos negativos sobre ti pueden volverse habituales cuando piensas demasiado. “Cuando te encuentras en una situación desconocida, todo lo que quieres hacer es retirarte y esconderte por defecto. Ves pero no participas. Escuchas pero no respondes. Lees, pero rara vez comentas. Tomas una foto, pero rara vez publicas. Escribes, pero rara vez publicas. Todo esto se debe a que tu mente que piensa demasiado no puede dejar de pensar en cómo serás percibido por el mundo exterior”, explica Annesley.

(Si le gustan estas citas de pensamiento excesivo, también disfrutará de estas citas de equilibrio).


tarjeta de cotización de pensamiento excesivo

lasaludable.com

Haz espacio para el bien

“Las mejores cosas suceden cuando no estás pensando demasiado”. — Ben Zobrist, beisbolista profesional

Dejar ir la preocupación y el control puede dar miedo en el momento, pero a veces la espontaneidad puede conducir a las mejores experiencias.


tarjeta de cotización de pensamiento excesivo

lasaludable.com

Demasiado de cualquier cosa es un problema

“Alguien que piensa demasiado es también alguien que ama demasiado”. – Anónimo

Pensar demasiado puede llevar a actuar en exceso, lo que puede tener sus propias consecuencias negativas. Incluso algo positivo, como mostrar amor a alguien, puede volverse abrumador si lo haces demasiado.


tarjeta de cotización de pensamiento excesivo

lasaludable.com

Permanece ocupada

“He descubierto que a veces me va mejor trabajando en un horario loco. Me da menos tiempo para pensar demasiado y me obliga a estar presente”. — Torrey DeVitto, actriz

Uno de los antídotos más poderosos para pensar demasiado es mantenerse ocupado. Centrarse en algo positivo y productivo evitará que su mente sea absorbida por un vórtice de preocupación. (Mantenerse ocupado también es uno de los mejores consejos sobre cómo evitar comer emocionalmente).


tarjeta de cotización de pensamiento excesivo

lasaludable.com

Ve con tu instinto

“Cuanto más piensas, menos entiendes”. — Habeeb Akande, escritor e historiador

Confiar únicamente en su conocimiento para resolver un problema puede llevarlo a pensar demasiado. En cambio, sal de tu propia cabeza y consulta con otros, lee un libro o aprende a aprovechar tu intuición.

Leave a Reply

Your email address will not be published.